jueves, 15 de marzo de 2007

Instalándonos


Hay un lugar llamado IKEA al que he empezado a odiar. Me he cansado ya un poco de lo de montar los muebles... montarlos poco a poco vale, pero montar toda una casa en dos meses pues la verdad es muy cansado. Ni siquiera la ayuda de la taladradora como destornillador me consuela. Aquí me véis montando la cama y no sé si apreciáis que tenemos camisas como cortinas... Es lo que tiene la precariedad! Pero mejoraremos!